¡Entrevista al Duende Anelsio!

¡BIENVENIDOS!

Esta vez chateo con el duende Anelsio. Conocé de cerca a nuestro pequeño gran amigo.

 

GATURRO: ¡Hola duende Anelsio! Heyyy, apenas te saludé y ya te reís.

DUENDE ANELSIO: Jiji, juju, jaja. Es que todo me causa gracia. Soy un duende alto, alegre y enamoradizo. A propósito, ¿te dije que Ágatha es muuuuuy linda?

GATURRO: Lo sé, lo sé… Lo que todavía no sé es cómo lograste trabajar con Papá Noel…

DUENDE ANELSIO: Lo conseguí después de mucho esfuerzo. Carmilio, el oso polar rojo, me sometió a distintas pruebas hasta que finalmente me aceptaron.

GATURRO: ¿Tu simpatía y tu tenacidad contribuyeron para que te incorporaran al equipo?

DUENDE ANELSIO: Síp. Y también influyó que se cansaron de limpiar la sala de espera. Estaba todo el día con la lengua afuera y un poquito de baba se me escapaba…

GATURRO: ¿Por qué dejaste de trabajar con Papá Noel? ¿Te ofrecieron un puesto los Reyes Magos?

DUENDE ANELSIO: Nop. Un día, mientras controlaba la máquina creadora de helicópteros, el equipo falló y empezó a armar aparatos con una sola hélice.

GATURRO: ¡Me imagino tu desesperación! ¿Activaste todas las alarmas de peligro?

DUENDE ANELSIO: Bue, no exactamente… Al ver cómo quedaban los juguetes empecé a reír a carcajadas. Tuve un ataque de hipo y cuando Noel descubrió semejante lío me mandó a trabajar con su hermano Kramp.

GATURRO: ¿Y con Kramp qué aprendiste?

DUENDE ANELSIO: A dejarle carbón a los chicos que se portan mal y cambiar los regalos que entrega Papá Noel. También aprendí a correr muy rápido porque cuando descubren mis travesuras la única opción es ¡huir!

GATURRO: ¿Es verdad que preparás una riquísima rosca de Pascua?

DUENDE ANELSIO: Sí, mi maestro fue el conejo de Pascua. Ahora quiero aprender a hornear pan dulce. Si sale rico se lo regalaré a Papá Noel: quizás así me permita volver a su equipo.

GATURRO: Seguro que le va a gustar. Me contaron que te regaló una tablet.

DUENDE ANELSIO: ¡Correcccctoooo! Pero para esta Navidad ya sé qué pedir: ¡que todos los meses de 2015 me regale la revista Mundo Gaturro!

Anelsio

 

También puede interesarte...

1 Response

  1. eri9012 dice:

    seria genial ser un duende que ¡¡ayude a Papa Noel!! y que mi maetro sea el conejo de pascua seria muy genial y una muy buena idea perdirle a Papa Noel que cada mes te regalara la revista de mundo gaturro

     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>